Es hora de volver a casa

Se termina un semestre de “rebusques”, de incidir en las inferiores para rescatar alguna joya que le de fuerza a los mayores, de incitar a los históricos a continuar, como fue el caso del “Chapu” Braña y de despedidas como la de Leandro Desabato,  se termina un 2018 para el olvido.

No sería descabellado decir que este año se trabajó con el alma, ya que cada gota de sudor que se aportó por cada uno tiene un significado: “La vuelta a 1 y 57”. Cada loco futbolero te dirá que no tendrá nada que ver, pero vos como Pincharrata sabes el esfuerzo que se está haciendo para volver a casa.

No tendremos finales por disputar ahora, pero estoy seguro que volverán, además la más importante la dimos vuelta en Brasil. Quien te dice cuando estemos en uno, la historia vuelva a ser justa y demos la vuelta en casa, ante nuestra gente, en nuestra ciudad, ante nuestra historia.

Por esto, nos queda la ultima parada importante del año, ante el cuervo. Sin importar cual fuese el resultado, creo que cada Pincha solo quiere sobrepasar el año fútbolero para mirar ese horizonte que se asoma llena de gloria.